viernes, 21 de enero de 2011

Nerd

El nerd siempre me ha puesto cachonda. Parece mentira que lo supieras sin yo decírtelo. El nerd siempre poblaba mis fantasías libertinas, cuando yo era universitaria promiscua y afectuosa. No eran fantasías muy originales y sí muy, muy ególatras. Porque yo era sabedora de mi potencial y cualquier nerd se mataría a pajas por mi, a mis veinte años. Fantaseaba con atraerle, a él, agarrarle por el cogote, quitarle las gafas y comerle la boca hasta acabar con su resuello. Nada original. Pero era mi fantasía, con un nerd, nada de tipos musculosos, nada de gafapastas. Un nerd rarito, gafotas, pajillero y lascivo. Porque mi nerd debía tener la mente más sucia y las manos más incansables.

Y ahora estas Tú, que eres un extraño nerd porque estas muy bueno y usas gafas. Que hablas con tu amigo de cómics y frikadas de Star Wars. Que estas que lo flipas con tu portátil nuevo. Que te empalmas con mi risa, me agarras de la trenza para llevarme por el buen camino, te cambia la voz cuando me llamas zorra.

2 comentarios:

Maiko 舞子 dijo...

http://almademaiko.blogspot.com/2011/01/sello-de-calidad.html
Porque contigo la vida es mas hermosa.

seibra dijo...

Gracias, tú si que eres una dama hermosa.